Archivos mensuales: marzo 2014

Falsa bandera en Maidán

21_snipers-El insoportable hedor llega desde Kiev ligado a una sensación de Déjà vu que nos traslada a tiempos más bien recientes en Venezuela, Libia o Egipto. Lo que hasta hace poco se podía intuir, si se tienen en cuenta estos antecedentes, parece ahora confirmarse: ataque de falsa bandera a fin de generar una situación de violencia y caos que facilite o permita el acceso al poder a un gobierno títere afín a los intereses occidentales que representan la Unión Europea y el amo de los Estados Unidos. Es la instrumentalización de unas protestas en las que los fines justifican plenamente los medios, en este caso casi un centenar de cadáveres.

La llamada telefónica entre Catherine Ashton, jefa de la diplomacia de los Estados Unidos en la Unión Europea, y Urmas Paet, ministro de Exteriores de Estonia, del pasado 25 de febrero y filtrada ahora por los servicios de inteligencia ucranianos, muestra a un preocupado Paet afirmando que “se hace cada vez más evidente que tras los francotiradores (snipers) no estaba el presidente Viktor Yanukóvich, sino alguien de la oposición”.

Posteriormente continúa argumentando que fue una doctora de Kiev quien le explicó durante su última visita a la capital ucraniana, que fueron los mismos francotiradores los que dispararon contra las fuerzas policiales y los manifestantes durante los disturbios que acabaron arrojando un saldo de unos 100 muertos. En la conversación el ministro también afirma que “es preocupante que la nueva coalición (actual gobierno en Ucrania) no quiera investigar”.

El Ministerio de Exteriores estonio confirma la veracidad de esta conversación en su propia web.

A esta reciente filtración se suma la que se produjo hace unas semanas, en la que la secretaria de Estado adjunta para Asuntos Europeos, Victoria Nuland, en conversación con el embajador de Estados Unidos en Kiev, Geoffrey Pyatt, mostraba las preferencias norteamericanas hacia la figura del opositor Arseni Yatseniuk en detrimento del ex boxeador Vitali Klitschko, el favorito de la Unión Europea. Nuland zanjó la conversación con un “que se joda la UE”. Casualmente fue Yatseniuk quien se hizo con el poder tras el golpe de estado perpetrado contra Yanukóvich.

USA – UE: Democrático golpe de estado en Ucrania

Patético espectáculo el protagoPeople wear masks as they attend a rally held by supporters of EU integration in Kievnizado por los Estados Unidos y sobre todo por la Unión Europea durante estos días en Ucrania. La Unión Europea de los mercachifles, sumisa y servil ante su amo de los Estados Unidos (escudo antimisiles, cárceles secretas, Afganistán…) se dispuso a suministrar su propio tratamiento a la enferma Ucrania con una dosis de su democracia en vena promocionando y alentando las algaradas de Kiev, las cuales han estado protagonizadas por los dudosamente democráticos sectores más nacionalistas y más a la derecha de la derecha.

Poco tiempo después, y tras las primeras alegrías y satisfacciones ante el golpe de estado perpetrado contra un gobierno legítimo, aparecen los resultados de dicho tratamiento. El estado del enfermo empeora considerablemente y se pierde el control de la situación. (véase Egipto o Libia), solo que ahora enfrente aparece la figura de un Vladimir Putin que casi sin proponérselo, y gracias a la inutilidad e incompetencia occidental, va a resultar fortalecido ante su nación y con unos nuevos territorios que o bien pasarán a formar parte de Rusia o bien se convertirán en un Estado incondicional y aliado. Y sin dar un solo tiro oiga.

Solo ahora, y pocas semanas después de aquellos discursos protagonizados por diferentes responsables de la UE en Maidan a fin de calentar los ánimos de las fuerzas de choque nacionalistas y fascistas del Pravy Sektor y de Svoboda, de subvencionar las revueltas y de calificar una y otra vez a estos sectores como simples “manifestantes”, la EU parece recular ante el movimiento ruso en el este, tal vez comprendiendo e interiorizando su gran torpeza ante la cuestión de su dependencia energética con Rusia y la de sus millares de cabezas nucleares. Esta torpeza y los ladridos que se han escuchado estos días en Europa contrastan con la silenciosa y sigilosa actuación rusa, que en cuestión de horas ha sabido imponerse para hacerse con el dominio de la situación. Putin ha mostrado inteligencia, una visión de la realidad de la que carecen los otros, acción decidida antes que el recurso de la amenaza fácil y personalidad para ni dejarse llevar a terrenos que no le convienen ni dejarse chantajear o amedrentar.

El calcetín viejo y sudado que es la UE dentro del concierto mundial, deslegitimada por lo acaecido, acobardada e impotente, protagonista de un capítulo más de grotesca hipocresía, escondida y siempre desde la distancia, se limitará a seguir con sus ladridos, amplificados convenientemente a través sus numerosos medios de propaganda liberal, dejando al pueblo que decía apoyar vendido, solo y a los pies de los caballos.

– Euromaidan: Los rostros enmascarados:

– Estados Unidos a la conquista del este: